¿Qué es el Marketing de Afiliación?

Una especialidad del marketing online que se fundamenta en la adquisición de resultados es el Marketing de Afiliación, también llamado affíliate marketing. Esta modalidad de marketing es muy usada por los departamentos de mercadotecnia pero no es tan conocida por los empresarios. Permite a las marcas realizar acciones de publicidad dentro de las web afiliadas, propiedad de terceros, en un sistema de acuerdo de patrocinio.

La gran ventaja que ofrece a los anunciantes es poder tener publicidad e incluso vender sus productos y/o servicios en soportes externos y que son elegidos por sus cualidades de contenido y tráfico web.

Marketing de Afiliación: un beneficio para la empresa

Son muchos los beneficios que una empresa puede encontrar a través del Marketing de Afiliación, desde desarrollar un plan de branding hasta la contratación de servicios vía online o conseguir leads para la base de datos, pasando por la captación de nuevos usuarios. Y todo esto sujeto al modelo del pago por resultados, es decir, el anunciante solamente pagará si obtiene los resultados pactados. Por lo tanto, ambas partes trabajan bajo un mismo fin, por un lado los anunciantes desarrollan piezas específicas para intentar hacer los anuncios atractivos al usuarios y por otra parte, al afiliado le interesa mostrar campañas que sean vistas por los usuarios como información de calidad y útil, de lo contrario sería apreciada como publicidad molesta.

Por lo tanto, el marketing de afiliación engloban las relaciones comerciales en las que una empresa que se anuncia, promociona o vende los productos o servicios mediante anuncios, para que los asociados inserten los anuncios en sus páginas web. De esta manera, la empresa anunciante se beneficia por el impacto de los usuarios que visitan las webs afiliadas, con la gran ventaja de que se genera un tráfico segmentado y que está dirigido al consumo de los productos o servicios de la empresa anunciante, cubriendo un segmento de la población mucho más amplio.

Pero por contrapartida, el afiliado recibe una comisión dependiendo del modelo de costes acordado (CPM, CPC, CPL,…). Por ello, es de vital importancia tener claro el objetivo que se intenta lograr cuando se pone en marcha una estrategia de afiliación, ya que ese objetivo relacionará la forma de pago y de ello dependerá el éxito de la campaña publicitaria para las partes implicadas.

Dentro del marketing de afiliación forman parte hasta cuatro tipos de actores principales:

  • Los usuarios que son las personas que utilizan un dispositivo electrónico y que realizan operaciones con distintos propósitos.
  • Los anunciantes que son las web que quieran vender o promocionar de alguna forma sus productos o servicios.
  • Los afiliados que son los portales web con tráfico diferenciado.
  • Las plataformas de afiliación que son los anunciantes que pueden pactar con los afiliados, ya sea a través de la mediación de las llamadas plataformas de afiliación o bien a través de campañas propias.

Hoy en día, la mayoría de las empresas que comercializan sus productos a través de Internet suelen disponer de un plan de marketing de afiliación porque disponen de una red especulativa sin costes, hacen una publicidad extensa y les reporta beneficios. Ya que, permite al anunciante cotizar sólo por cada uno de los clientes que desarrolla una acción concreta y no por la campaña.

¿Conocías este tipo de publicidad?